Aprende a organizar una mudanza de manera sencilla y sin complicaciones

Enfrentarnos a una mudanza no es para nada fácil y lo peor, todo se vuelve más complejo mientras más artículos tengamos. En esta era tecnológica donde abundan los gadgets y dispositivos inteligentes en la mayoría de los hogares, el hecho de mudarse puede convertirse en todo un reto. Por esa razón, hemos preparado este artículo, para mostrarte algunos consejos para realizar una mudanza fácil y si mucho problema.

Cuando tenemos tantas cosas y estamos contra el reloj, la ansiedad y el pánico se apodera de nosotros, nos volvemos un lío y simplemente no sabemos por dónde empezar. Lo primero que debemos hacer, es concentrarnos en organizar lo mejor posible nuestro hogar. Sí, quizás pueda parecer extraño invertir en ordenar, si luego vamos a desarmar todo. No obstante, al tener todo organizado podremos tener un panorama mucho más sencillo y podremos canalizar nuestras ideas mucho mejor.

Para algunos, esta tarea resulta tan apabullante que tienen que decantarse por contratar una empresa de mudanzas en Valladolid o en cualquier otro lugar de España, para que estas se encarguen de todo el proceso. Sin embargo, si te vas por esta vía, necesitarás contactar con tiempo, ya que, si lo dejamos para lo último, puede que no consigamos vacantes y se nos pueda estropear todo el proceso de mudanza. Para los más valientes o mejor dicho, los que puedan dedicarse a esto sin comprometer sus tareas cotidianas, este post te ayudará a gestionar la mejor mudanza de sus vidas.

5 buenos consejos para una mudanza sin inconvenientes

empresa de mudanza
Imagen vía freepik.es

Las mudanzas siempre generan una gran cantidad de sentimientos, tanto positivos como negativos. Muchas veces, la ilusión de un piso nuevo o más, de vivir en una zona que más nos guste e incluso de que estemos más cerca al trabajo, hace que todo los aspectos negativos y trabajosos, pasen a un segundo plano.

Por otro lado, si nuestra mudanza no es la más alegre, por circunstancias personales o económicas, puede que no lo llevemos tan bien y se vuelva mucho más tortuoso de lo que realmente es. En estos casos, es totalmente recomendable contratar una empresa como Mudanzas Josval para que se encarguen de ello sin necesidad de preocuparnos mucho. Sin embargo, no descartes hacerla por ti mismo, puede que te ayude a afrontar las cosas con mucha más fortaleza.

Sea cual sea el motivo de tu mudanza, estos consejos que hemos preparado para ti, te ayudaran a tener las cosas lo más ordenadas, para al momento de ejecutarla todo sea lo más llevadero posible.

1. Organización y limpieza

Si bien es cierto, ya mencionamos que antes de realizar cualquier mudanza es totalmente recomendable partir desde un hogar ordenado, también debe aplicarse para nuestro nuevo hogar. Es decir, no dejemos la limpieza de la nueva vivienda para lo último, ya que mezclar las tareas de limpieza y desempaque puede resultar todo un dolor de cabeza, además de un trabajo prácticamente interminable.

Por esa razón, debemos dedicar unas cuentas horas en la limpieza de la casa o piso, aprovechando de limpiar cada espacio, cada rincón, repasar incluso la pintura si es necesario. Asimismo, podemos aprovechar de encontrar imperfecciones, tales como sonidos en las puertas, problemas en la fontanería, el funcionamiento de las ventanas, etc.

Lo mejor de todo es que, mientras practicamos esta limpieza conoceremos mejor los espacios de la casa y podremos planear una organización mucho más precisa.

2. Haz un buen inventario de todas tus pertenencias

¿Sabias que, una mudanza es el momento perfecto para deshacerte de todas las cosas que no uses? pues sí, es un gran momento de rehacer tu vida y donar o regalar todo aquello que te ocupe espacio. Muchas personas se acostumbran a guardar y acumular objetos, accesorios e incluso ropa que ya no usan, solo por tema de nostalgia.

Una vez tengamos claro que nos sirve y que no, podemos empezar a crear una especie de inventario de todas las cosas que tengamos. Puede parecer tedioso, sin embargo nos ayudará luego a organizarnos mejor. Lo importante de esto es determinar qué cosas podemos guardar juntas y qué cosas debemos almacenar separadas.

Además, es el momento preciso para etiquetar o codificar las cajas, esto nos ayudará no solo a identificar qué hay en el interior, sino también para saber el orden del desempacado. Es decir, podemos destinar algunas cajas en específico para almacenar objetos de primera necesidad, por ejemplo, utensilios de cocina, objetos de aseo o alguna otra cosa que necesitaremos hallar rápidamente.

Para este inventario, necesitaremos algunos materiales que nos ayudarán en nuestra organización. En un principio, papel y lápiz será suficiente o simplemente, un dispositivo inteligente donde podamos hacer un lista de objetos. Posteriormente, si te recomendamos que te hagas con lo siguiente:

  • Cajas de cartón con buena resistencia y de diferentes tamaños
  • Sticker de colores (opcional)
  • Marcadores o plumones indelebles
  • Cinta de embalaje (indispensable)
  • Bolsas de plástico o de tela (recomendamos de tela, son más resistentes y no contaminan)
  • Papel periódico o plástico con burbujas para proteger nuestros objetos más frágiles

3.Organiza los objetos y artefactos de mayor tamaño

Siguiendo con los consejos para una mudanza fácil, debemos hacer especial hincapié en la organización y disposición de los objetos más grandes y pesados. Debemos hacer que estos sean los primeros en retirarse, para ello podemos disponerlos lo más cercano posible a la puerta de entrada, de manera que se puedan retirar con orden y sin entorpecer el paso.

Para lograr esto con total éxito, debemos organizarlo con anterioridad, empezando por el frigorífico. Si bien es cierto, este es electrodoméstico más importante de la casa y que no podemos dejar desconectado con mucho tiempo de antelación. Además, es importante no comprar alimentos perecederos al menos unos días antes de la mudanza, ya que será incomodo el traslado, y aparte se pueden descomponer.

Por esa razón, es recomendable al menos por esos días limitarnos a comprar solo lo que vayamos a consumir. Siguiendo con la nevera, lo recomendable es que la desconectemos al menos 48 horas antes de empezar la mudanza, sin embargo en el manual del fabricante estará la información más detallada. Toma en cuenta, que debes evitar voltearla o acostarla, si no quieres terminar con una avería en el motor compresor que te haga perder el frigorífico.

Si contamos con una cocina empotrada, será necesario que busques ayuda para desinstalarla, sin embargo, esta podrás desconectarla el mismo día de la mudanza, pero como siempre, recomendamos tenerla totalmente limpia.

En el caso de los roperos, closet, armarios, etc. Lo más recomendable es embalarlos con papel film, para evitar que en el transporte puedan lastimarse y más si son de madera. Algunas personas, recomiendan no vaciar los cajones con ropa, sino almacenarlos así, en cajas amplias, perfectamente forradas y protegidas. De esa manera, no solo nos ahorraremos tiempo, sino también protegeremos la forma y estructura de los cajones.

4. Planifica con antelación todas las instalaciones de domótica y equipos electrodomésticos

Quizás, una de los dolores de cabeza más grandes que podemos tener al momento de mudarnos es tener que desinstalar todos nuestros equipos, bien sea persianas domóticas, juego de luces inteligentes, el cableado de nuestra red interna, etc.

Lo mejor de todo es, detallar cómo está todo instalado antes de desinstalarlo, para eso podemos hacer uso de nuestro teléfono móvil para hacer fotos a cada detalle que podríamos considerar necesario. De esa manera, ya sabremos cómo montar todo desde 0 sin necesidad que recurrir a un especialista o perder la cabeza haciéndolo por nuestra cuenta. 

5. Al llegar asegúrate de armar primero la cama y vestirla

Uno de los principales errores que se cometen al momento de desempacar luego de una mudanza, es dejar la ropa de cama y su ropa para lo último. No hay nada más desagradable que, terminar cansado, agobiado e incluso malhumorado y no tener un lugar donde acostarnos plácidamente. Esto sin duda, nos ocasionará un malestar incomparable. Por esa sencilla razón, recomendamos siempre empezar por nuestra cama.

Como hemos visto, organizar un traslado a un hogar nuevo no es tan difícil si plantamos cara a la organización y al orden. Esperemos que, con estos consejos para una mudanza fácil puedas realmente disfrutar tu nuevo hogar, desde el inicio. Y recuerda, nueva casa, nueva vida.

También podría interesarte: Los mejores consejos para elegir lámparas de techo como decoración

Agroecólogo de profesión, analista SEO por convicción, redactor por motivación y científico de corazón. Eterno estudiante de ciencias naturales, tecnologías, marketing 2.0 y economía. "No busquemos el éxito, persigamos la excelencia y el éxito nos perseguirá a nosotros"